Slider

Pequeñas mentirosas - Sara Shepard

miércoles, 28 de septiembre de 2011



Alison, Aria, Emily, Hanna y Spencer eran las mejores amigas hasta que Alison, la reina del instituto, desapareció sin dejar rastro. Tres años después, sus vidas vuelven a cruzarse cuando empiezan a recibir misteriosos mensajes firmados por «A». Unos mensajes que cuentan más de lo que a ellas les gustaría, cosas que solo la desaparecida Alison sabía.
Pero cuando el cuerpo de la reina del baile aparece, y las amenazas continúan, comienzan las preguntas: ¿Quién es “A”? ¿Cuánto sabe en realidad? Y ¿qué pueden hacer cuatro pequeñas mentirosas para protegerse de la verdad?



Pequeñas mentirosas es un libro cargado de misterio, desde la primera hasta la última página y esto es su punto fuerte ya que cautiva al lector de tal forma que no puedes parar de leer, anhelando saber qué pasó con Alison y quién está amenazando con desvelar los secretos más íntimos de cada protagonista.

La novela se compone de cuatro historias, de forma que la autora intercala las vivencias y personalidades de cada personaje. Cada chica tiene unos problemas totalmente comunes en los adolescentes y diferentes entre ellos, es algo digno de mención porque de vez en cuando se agradece este realismo.

Spencer es una de las protagonistas, desde pequeña su hermana y ella tienen una competencia (bastante enfermiza) , una guerra declarada en la que una tiene que superar a la otra sin importar las consecuencias. Su hermana las terminar el instituto le dejó el listón bastante alto con lo que Spencer intentará conseguir unos logros aún mejores. Juega a hockey, es buena estudiante y una hija modelo, pero se siente como la oveja negra de la familia debido a que sus padres  favorecen a  su hermana mayor. Spencer tiene un secreto que sólo sabe Alison o mejor dicho sabía ya que al final del libro su familia lo descubre y la rechazan como su fuera una paria.

Aria, para mí sin lugar a dudas es la mejor, me encantó su historia todas son adictivas pero en especial la de ella. Con la desaparición de Alison la familia repentinamente se marcha a Finlandia o eso es lo que piensan la madre y el hermano de la protagonista, porque ésta sabe el oscuro secreto que tiene su padre, prometió no decírselo a nadie hasta que decidió romper el acuerdo y contárselo a la desaparecida. Tras el regreso del viaje, Aria vuelve sin tener ganas de retomar la vida pasada aunque ahora tiene más seguridad en sí misma, incluso el chico por el que siempre estuvo colada ahora le presta atención, lo malo es que los papeles cambiaron y  no le interesa. Cuando conoce a un misterioso y apuesto chico en la cafetería se empieza a animar, lo que menos se espera es la profesión de él y que el secreto que guarda no le perimitirá tener una relación de momento, por lo menos con él.

Respecto a Emily, es una nadadora nata y tiene un novio estupendo que es compañero de deporte, una vida ideal si no fuera por su secreto que cómo no también conoce Alison, y de muy buena tinta. Sus sentimientos por Ben empiezan a cambiar tras la mudanza de los nuevos vecinos que se asentaron en la casa de su amiga desaparecida, lo que menos pensaba era que iba a conocer ahí su verdadero yo, empiezan las confusiones y los sentimientos.

Por último Hannah, antes cuando salía con Alison era la típica chica regordita, feucha y con aparato (así es como se describe ella) su amiga le gastaba algunas bromas al respecto y ella odiaba sentirse así cuando estaba con la enfermiza perfección de Alison. Tras la desaparición, empieza a adelgazar de un modo rápido aunque dañino y a conseguir ser la chica más atractiva y popular del instituto, un cambio de ciento ochenta grados. Todo es perfecto o por lo menos es lo que ella aparenta, pero sigue teniendo una insatisfacción, le gusta llamar la atención (roba, se emborracha...). Su mayor deseo es estar con el chico al que siempre quiso, lo consiguió tras su cambio radical, pero la relación no va viento en popa, él es reticente a estar a solas con ella ya que no tiene muy buena opinión de ella. Así que al final su felicidad empieza a resquebrajarse poco a poco. Sólo una persona conoce cómo consiguió ese nuevo aspecto, su mayor secreto, y está desaparecida...

Tras la desapación de Alison, el grupo de amigas se fue distanciando rápidamente, cambiando de amigos y de localidades, pero después de tres años se vuelven a unir para averiguar quién les está mandando mensajes sobre sus secretos más oscuros, amenzando con contarlos. Cada una de las cartas o emails siempre están firmados al final con la vocal: "A" ¿Ha vuelto Alison?

Las historias de cada personaje son fantásticas, lo que más me gustó es que al final se dieron cuenta de que eran meras marionetas de Alison. También había amistad, según ellas, aunque yo lo llamaría más bien sumisión. Alison era la popular y la alabada así que el resto iban detrás de ella para contentarla, hasta esa noche en la que desapareció. Los primeros meses lo pasaron fatal pero al final notaron cierto alivio, porque la persona que conocía los secretos ya no estaba, no se sentían amenazadas. La relación es un poco confusa ya que a veces la echan de menos pero muy pocas, siempre sacan el tema de los secretos y de cómo se sentían presionadas por la líder.

Una novela maravillosa, en la que se refleja el lado oscuro de la vida en un instituto: envidias, orgullo, popularidad, sumisión ... además de un velo de misterio que hará que ansies tener el próximo libro en tus manos.

Valoración: Muy bueno.
CopyRight © | Theme Designed By Hello Manhattan