miércoles, 21 de marzo de 2012

El libro de Miya - Lena Valenti.


Róta es conocida en el Valhall como "la valkyria que todo lo ve", y es una de las guerreras indomables que Freyja y Odín mandan a la Tierra para que recuperen los tótems robados de los dioses, aquellos que pueden acelerar el ranarök.

Pero el destino le ha jugado una mala pasada y ha hecho que se encontrara cara a cara con el guerrero que se había encomendado a ella: Miya, un vanirio samurái. Ella sabe que él le pertenece, y aunque se siente ofendida porque no la reconoce, está deseosa de demostrarle que las valkyrias nunca se rinden. Sin embargo, el hermano gemelo de Miya, Seiya la ha secuestrado y quiere obligarla a vincularse con él. ¿Lo conseguirá? ¿Su vanirio samurái irá en su busca? ¿La rescatará a tiempo antes de que Seiya rompa sus alas?

La batalla final se acerca, pero una mujer temeraria e irascible luchará por que nadie la doblegue. ¿Cuánto tiempo durará su furia? Miya forma parte del clan vanirio de Chicago. Es un guerrero ancestral, un samurái que vive obsesionado con la profecía que cae sobre él y su hermano. Un hombre que cree firmemente que ha perdido la oportunidad de emparejarse a su pareja de por vida. Por eso, cuando ve descender a la valkyria de pelo rojo, todos sus miedos y sus dudas se disparan. Verla lo dejó paralizado. Ser víctima de su afilada lengua lo enfureció. Probarla fue un error.

Ahora nada podrá quitarle el sabor de su sangre ni el recuerdo de su conexión y hará lo posible por rescatarla, porque debe averiguar qué es lo que le une a esa mujer descarada y malhablada con ojos de rayos y centellas. Debe salvarla de las garras de su hermano Seiya, antes de que sea demasiado tarde. Lo hará para que no se cumpla la profecía, lo hará por venganza, pero, también, lo hará para no perder ni su alma ni su corazón.

Las espadas de los dioses están en alto. Los totéms divinos deben ser recuperados. El ragnarök se afila como la hoja de una katana. Y en la travesía por rescatar y ser rescatado, un vanirio y una valkyria están a punto de descubrir que "Solo el amor puede ponerte de rodillas"


Lena Valenti, nació en Barcelona, concretamente en Badalona en noviembre del 1979. Esta sagitario de carácter extrovertido y dicharachero, escribe, compone y dibuja desde que tiene memoria. Es creativa de páginas web y trabaja en La Casa del Libro como Responsable de Prensa y Comunicación.

El libro de Miya es el quinto libro de esta gran seguida saga, seguimos con las valkyrias dejando un poco de lado a los personajes que conocimos una vez en el libro de Jade.

En este libro, toman protagonismo Miya y Róta, ambos conocidos en el libro de Gabriel; esta vez toca la mezcla vanirio-valkyria.

Tengo que admitir que cogí esta novela con expectativas muy altas, quizá demasiado altas, muchos afirmaban que era el mejor de la serie, y la verdad es que mi ansia crecia con cada comentario que leía . Aquí se refleja que para gustos colores, viejo dicho muy cierto, yo me quedo sin lugar a dudas con el cuarto o anteriores.

Me ha resultado un poco lento y no me acabó de enganchar, me sorprendí un montón porque esta saga siempre consigue mantenerme en vilo y quitarme horas de sueño. Pero Róta y Miya no acabaron de encandilarme, sí que en el anterior me encantaron y pensé que darían mucho juego en su novela, pero esa caracterización que noté tan perfecta en el pasado libro, no la percibí en el suyo.

Esa pasión visceral y ese genio de Ruth, Aileen, Daanna, Gunny... no lo he notado en Róta, sí que hay amagos pero creo que no acaban de cuajar.

Al igual que la pasión vaniria muy bien descrita en el libro de Caleb y Menw, tampoco la he percibido en Miya, me pareció un tanto forzada su relación...

Para mí el gran puntazo del libro son los personajes secundarios, cuando aparecen los de los libros anteriores o el famoso Ardan, ¡cada vez que salía me chispeaban los ojos!

Estoy deseando que salga el siguiente porque estoy segura que esos sí que me van a enamorar ¿Pero quién será? Mis pesquisas apuntan hacia Cahal o Ardan, la verdad es que cualquiera de los dos me encantaría (o Noah por supuesto) porque para mí son los mejores, tienen un carácter atrayente y seductor.

Con esto no quiero decir que vaya a abandonar la saga porque me gusta mucho, pero este no me acabó de enganchar... me pareció a veces un poco repetitivo...

Valoración: Buena.
Back to Top