jueves, 17 de octubre de 2013

Generación Z - Kellie Sheridan.


¿Sobrevivirías en un mundo donde los zombies son tan inteligentes como tú? 

No había manera de saber que la vacuna milagrosa supondría un destino mucho más aterrador para los supervivientes de la plaga zombie. Las víctimas de mordeduras que fueron inoculadas se convierten en zombies con muchas más capacidades que los anteriores; ahora dos generaciones de infectados amenazan con acabar con lo que queda de la civilización.

Después de haber perdido a su familia, Savannah no está dispuesta a esconderse como el resto de supervivientes; quiere luchar. La oportunidad se presenta con Cole, que tiene un plan para cambiarlo todo. Savannah lo deja todo para irse con él y enfrentarse a peligros que nunca antes había experimentado.






Sinceramente, nunca me han llamado los zombies, cuando vi esta novedad pensé que con ella podría romper con mi obcecación y disfrutar de una lectura que estuviera plagado de muertos vivientes en descomposición. Últimamente, sobre todo gracias a la serie que está en boca de todos: The walking dead, la mayoría de mis amigos, tanto de donde vivo como del Facebook me tientan con este tipo de literatura.

Generación Z ha pasado la prueba y con nota muy alta. Solo he leído dos libros de zombies, uno pasó sin pena ni gloria (Generación Dead) y otro casi lo tiro por la ventana, no conseguí terminarlo (R&Julie). Si nos pasamos al cine tampoco he tenido mucha suerte, ya que la última que he visto (Guerra mundial Z) me ha parecido un bodrio.



Esta novela creo que fue escrita para mí, en serio, me encanta cómo escribe la autora. Pensaba que se iba a recrear con las escenas donde los zombies se alimentaban, relatándonos cuántos litros de sangre perdía la víctima y cómo la iba devorando poco a poco, menos mal que Kellie Sheridan no apuesta por las descripciones morbosas porque es algo que odio, y siempre he criticado a la triologia de Los juegos del hambre.

Tampoco detalla en exceso el estado de putrefacción de los muertos vivientes, algo que agradezco profundamente, mejor dejarlo a la imaginación del lector. En este mundo post-apocalíptico solo hay unos pocos humanos que han resistido a la enfermedad, mientras que los zombies cada vez se multiplican más rápido, algunos son fáciles de vencer pero otros, los de segunda generación (astutos, listos y sin descomponerse) y los Zs (zombies muy grandes).

El libro mezcla dos historias diferentes, con dos protagonistas distintas, que luego se cruzan al final. Ambas enganchan sin remedio, pero una de las muchachas tendrá un final desgarrador, creo que esto es lo único que puedo resaltar del libro, me ha dado muschísima pena lo que le ha sucedido. La verdad es que la autora hace sufrir a sus retoños de una manera muy… Georgiana (me refiero a George Martin).

Respecto al amor, sí que hay, en especial en una historia, en la otra aparece casi al final. Digamos que no tiene mucho protagonismo pero tampoco se le echa en falta, con la cantidad de acción que tiene el libro apenas te das cuenta. Pero ambas parejas son muy tiernas, estoy deseando ver cómo evolucionan Savannah y Cole.



Creo que es una de las pocas historias en la que puedo afirmar con rotundidad que TODOS los personajes me han encantado, tanto principales como secundarios, le he cogido un cariño especial a Zach, Liam, Savannah y a Zarah.

Su lectura es extremadamente ágil, en cada capítulo (más o menos) va contándolo o Savannah o Zarah, las dos protagonistas de las dos historias paralelas, que son totalmente diferentes entre sí, cada una nos cuenta cómo está viviendo esta guerra. Savvy lucha contra los zombies mientras que Zarah intenta esconderse y protegerse, dos formas de ver el caos, dos guerreras a su manera.

Una novela que engancha sin remedio y que aconsejo a todo el mundo, tanto a los fans de los zombies como a los que no lo sean. Un libro maravilloso, con un final demoledor.







Photobucket
Back to Top