sábado, 15 de marzo de 2014

Olga Salar - Melodía inmortal

Olga Salar - Melodía inmortal

Cuando nuestro amor por la música se vuelve casi una obsesión, la pregunta es muy sencilla. ¿Qué precio estás dispuesto a pagar por ella? ¿A qué serías capaz de renunciar? ¿Y si con ello perdieras a la persona que más quieres? ¿Volvería a amar tu corazón? ¿Nos dará la vida una nueva oportunidad? ¿O estaremos condenados eternamente a no escuchar más que el silencio?

Crítica:
Melodía Inmortal es la primera parte de la saga "Lazos inmortales", un comienzo bastante bueno y original.
En este libro conoceremos a Oliver a Danielle. Ambos son dos protagonistas que dan bastante juego, pero sobre todo él. Sobre todo al principio ya que guarda un gran y extraño secreto melódico. Todo ello muy relacionado con una novela muy conocida que fue publicada en 1808, no os desvelaré el título por si lo habéis leído porque os estropearía la sorpresa.
Respecto a Dannielle, es una muchacha con us destino difícil, sobre todo por su enfermedad. Su madre murió por esa causa, por lo que su padre fue quien la crió, con ayuda del hermano de su mujer. Con muchos amigos y un pretendiente que la lleva cortejando desde hace tiempo, consigue el apoyo y ánimo que necesita para poder tener una vida más o menos normal. Pero todo da un giro de 180º en cuanto Oliver le vuelve a dirigir la palabra.
Su relación es muy dulce y preciosa, si bien es cierto que a veces sentí que iba todo demasiado rápido e incluso confuso. Me hubiera gustado un poco más de tira y afloja, y que su relación comenzara más tarde. No obstante la balanza se equilibra, al tener tantos impedimentos para que su relación consiga tener futuro.
Esta "velocidad" que aprecié en la novela, me sorprendió sobremanera cuando le cuenta su secreto, la muchacha casi ni se inmuta, no sé eché en falta un poco más de genio en ella. Sí que es cierto que su amorío, florece rápidamente porque ya venía de antes y bueno, Dani tiene una enfermedad que no le permite perder mucho el tiempo.
Respecto a los personajes secundarios, no es que tengan mucho calado, porque una vez que la pareja se une el resto desaparece (no es una crítica, todo lo contrario). Me ha encandilado la otra parejita que se ha formado, espero que Samuel encuentre también a su media naranja.
Bueno y el último pero que le pongo, es el final. Me hubiera gustado más acción o más complicación en el asunto, se resolvió de manera demasiado sencilla. Además con tal broche casi puede hacerse novela autoconclusiva, porque cerró muchas puertas. Aunque bueno, ahora me quedé con ganas de saber más de Gabriel y Rachel, parece que el muchacho no tiene mal fondo.
En definitiva, una novela agradable, muy entretenida y dulce. Cargada de diálogos que hacen que la lectura sea rápida. Estoy intrigada por saber cómo continuará la historia.
Por último, añadir la gran evolución de la editorial, la calidad de los ejemplares ha mejorado un montón.
Valoración: Bueno.
















Image and video hosting by TinyPic

1 comentarios:

  1. Me alegro que te haya gustado, a pesar de esos pequeños peros que por lo que veo, son mínimos. Este libro de Olga no lo conocía, la verdad, así que me ha parecido idónea tu entrada de hoy.
    Besos !

    ResponderEliminar